Sigue este blog por email

viernes, 11 de diciembre de 2015

Desgaste

Desgaste 

Si, un desgaste en el dedo indice de tanto disparar la camara de fotos..

Os cuento. 

Este pasado puente de Diciembre, Sindo, de Galicia Senderismo, organizó unas rutas en los Picos de Europa y yo, como sabeis, últimamente no puedo estarme quieto y si es para visitar un sitio como ese, pues ni os cuento, me apunté


Asi que, el sábado salimos hacia Las Rozas en Cangas de Onis  y llegamos a los apartamentos de El Camin de Pelayo, muy recomendables y a continuación cenar algo ligerito. o sea, unas fabes, morcilla, croquetas... y por supuesto un par de botellas de sidra.

Al dia siguiente nos encaminamos hacia Poncebos para hacer la ruta del Cares, también conocida como "La Garganta Divina. Discurre durante 12 km( 24 ida y vuelta) por una senda tallada en la roca de una montaña. 

Un ruta espectacular, con increibles y profundos barrancos, vamos lo ideal para mi vértigo... Pero bueno con ir pegado como una lagartija a la pared, conseguí hacerlo sin problema

El lunes, Sindo nos tenia preparada una sorpresa. 

Nos acercamos, por el desfiladero de los Beyos  hasta Casielles, para hacer la Senda del Cartero.

Cuando vi por donde teniamos que subir y hasta donde, pues.... tuve una conversación con mi vertigo y le dije "Vamos a llevarnos bien…"

Y si el nombre se lo pusieron porque algún cartero hacia esta ruta... tendría que estar muy bien pagado.

 Las fotos las hice como puede, sentado, de medio lado, cámara en la mano derecha y con la izquierda, agarrado donde podia. 

Es... no sé, me faltan palabras para definirlo, emociones, sensaciones, era increíble.

 En serio. Es un lugar que tenéis que visitar. Me sentía pequeño ante tanta inmensidad.

El martes menos impresionante  pero igual de bonita. "La senda del Arcediano."

Fueron tres dias increibles. Paisajes, gastronomía y sobre todo, una estupenda compañía.

Repetiré visita a esta increíble tierra llamada Asturias.

Espero que estas fotos, sepan reflejar lo que vimos esos días.

Y ya sabes, reposo, lectura y después celebrarlo convenientemente, es lo mejor para curar un desgaste de índice.